La Comisión Nacional de los Salarios Mínimos, aprobó por unanimidad de los tres sectores: trabajadores, empleadores y gobierno. Foto | Archivo OEM

A partir de este sábado 1 de enero, entró en vigor en el país el nuevo incremento de 22% al salario mínimo, que representa el aumento más alto de los últimos 34 años. Beneficiará de manera directa a 6 millones de trabajadores registrados ante el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), que perciben este ingreso.

La Comisión Nacional de los Salarios Mínimos (Conasami), aprobó por unanimidad de los tres sectores: trabajadores, empleadores y gobierno, el incremento general que pasó de $141.70 pesos a $172.87 pesos diarios.

Y en la Zona Libre de la Frontera Norte, pasó de$213.39 pesos a $260.34 pesos. Comprende los Estados de Baja California, Sonora, Chihuahua, Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas.

Con esta política de recuperación de los salarios mínimos que aplica la Conasami, México ascendió 13 posiciones a nivel internacional con respecto a 2010 y se coloca en el lugar 67 de 135 países, por arriba de naciones como Papua Nuea Guinea que hace 12 años estaba arriba del país, con un salario mínimo más alto.

Precisa el comunicado que “de esta manera se avanza en el objetivo del gobierno de lograr que al final de esta administración, el salario mínimo permita cubrir la canasta básica definida por el Consejo Nacional de Evaluación de Políticas de Desarrollo Social (CONEVAL) para dos personas de una familia, lo que ayude a reducir la pobreza laboral y abonar a la justicia social”.

Se informa que este el cuarto aumento consecutivo durante la presente administración. Los salarios mínimos pasaron de $88.36 pesos diarios en 2018 a $172.87 para este 2022. Y con ello, la recuperación del 71% del poder adquisitivo.